top of page

¿Conoces las flores de Bach?



Es la pregunta que hacemos cuando somos terapeutas florales y las personas nos empiezan a contar esa situación de vida particular que envuelve tantos síntomas físicos como emocionales y que les tiene la vida hecha un lío.


Creo que casi todos igualmente nos hemos tenido que enfrentar a la típica respuesta que nos hace voltear los ojos hacia arriba "Ah si... una vez probé Rescate, es eso no? Pero eso a mi no me hizo nada..."


Y es normal que esta respuesta nos haga voltear los ojos hacia arriba, porque tomar Rescate para todo es como tomar Paracetamol para una indigestión. Con el respeto que se merecen, tanto el Paracetamol como el Rescate, que nadie se ofenda por la burda comparación. Pero es para entender un poco la dimensión del problema.


El remedio Rescate es uno de los 38 remedios florales que componen el Sistema conocido como Flores de Bach y generalizar utilizando Rescate (Rescue Remedy) para todo es como decir que el portero sirve para todo en un equipo de fútbol (oye a lo mejor... que yo tampoco sé mucho de fútbol...¿veis a lo que me refiero?).


La filosofía del doctor Bach, médico inglés que descubrió esta serie de remedios se basa en sanar la personalidad para acercarla a los mandatos del alma. Afirma que la enfermedad es reflejo de esta separación que hay entre el alma y la personalidad. Por tanto cuando se trata con los remedios florales se trata a la persona, no al síntoma.


Por ejemplo, si una persona tiene ansiedad. Esta ansiedad puede estar causada por diferentes situaciones en la vida, influenciada también por su forma de ver la vida y en como entiende y asume los diferentes retos y sucesos de su existencia. Por eso al tratarle, el terapeuta debe realizar una entrevista en la cual va entendiendo cómo es la persona y cuales son los detonantes que le están produciendo esa ansiedad. Esto determinará a su vez que remedios de los 38 que componen el sistema formarán parte de su preparado floral. Para otra persona puede que su receta floral tenga algunas de estas flores, pero sin duda otras cambiarán.


Es parecido a lo que sucede con el Paracetamol. Si te duele por ejemplo, la cabeza, te lo tomas. Pero... ¿te preguntas porqué te duele? ¿Qué es lo que te puede estar causando ese dolor? Pueden ser diferentes factores, un resfriado, o que has tomado mucho el sol, que no has comido, o al contrario, has comido demasiado, etc. No sería más correcto buscar primero la causa del dolor y combatirla que simplemente quitarnos el dolor momentáneamente y que luego nos vuelva a doler?


La verdadera sanación tanto física como emocional busca el origen del malestar. Sino lo buscamos, simplemente estaremos utilizando placebos que nos hagan olvidar y que nos adormezcan la conciencia. Llevándonos aún más lejos de nuestra esencia y de la verdad.


Otro error que cometemos frecuentemente es considerar que una determinada flor sólo sirve para una sola cosa, cuando en realidad cada una de ellas puede ayudarnos en muchos aspectos y dimensiones diferentes. Porque así como nosotros, seres humanos, tenemos una dimensión física, mental, emocional y espiritual, así mismo cada una de las flores de Bach nos pueden ayudar en uno o varios de estos aspectos.


Es un tema que sigue estudiándose en todos los países del mundo. Así lo demuestran los miles de libros que hay escritos sobre Terapia Floral en diferentes idiomas y que aún se continúan escribiendo porque cuando conoces la terapia floral no paras de aprender, investigar y compartir sobre ello. Por eso hoy en día muchos profesionales tanto de la medicina tradicional como de otros campos se han dedicado en cuerpo y alma a seguir investigando y descubriendo facetas nuevas e interesantes sobre la terapia floral. Por lo que además de nuevos descubrimientos sobre las 38 esencias tradicionales del doctor Bach, existen un montón de nuevos sistemas florales que han continuado explorando la maravilla del mundo floral.


Cada una de las esencias florales tiene una vibración y una energía especial que nos puede ayudar a equilibrar diferentes aspectos de nuestro Ser. Os digo sinceramente, cualquier momento de nuestra vida puede ser mejorado con la compañía de esta maravillosa vibración de las flores. En un mundo que cada día se nos antoja más caótico y confuso, contar con un preparado floral para ayudarnos a mantener nuestro centro es una verdadera bendición.


Los remedios florales del doctor Bach nos pueden ayudar a conocernos mejor, entender nuestro propósito de vida o la enseñanza que nos traen las experiencias que nos ha tocado o hemos elegido vivir. Nos permiten entender que hay detrás de cada síntoma o emoción. Ayudándonos a recorrer el camino de regreso a nosotros mismos, a nuestra Esencia, a nuestro Ser.


"Probablemente, la lección más grande de nuestra vida sea aprender a ser libres; libres de las circunstancias, de nuestro entorno, de otras personalidades y, sobre todo, libres de nosotros mismos, ya que hasta que no lo seamos, seremos incapaces de brindarnos abiertamente y de servir a nuestros semejantes." Edward Bach.


Pero además de esta ayuda en los temas trascendentales de nuestra vida los remedios florales también están ahí para ayudarnos a lograr el equilibrio en otros temas más cotidianos como son el estrés, la ansiedad, cambios de humor, miedos y fobias, insomnio, problemas en los estudios, recuperar la vitalidad, rupturas sentimentales, duelos, y muchos temas más. No he conocido una manera más sencilla y eficaz al mismo tiempo de acercarnos a nosotros mismos, llenando nuestra vida de paz, armonía y salud.


Pilar Cañavera

Terapeuta Floral y Maestra de Reiki




51 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page